GAES PilgrimRace 2018 - Del 1 al 7 de Julio

Concepto

La GAES Pilgrim Race es mucho más que una prueba de MTB. Quizá ésta sea la frase que mejor defina una experiencia que aúna el deporte, los sentimientos, la naturaleza, la historia… Todo eso en el transcurso de siete intensos días en los que podréis experimentar la magia generada por un Camino único.

Una aventura sobre dos ruedas que transcurre a través de las sendas del Camino de Santiago, pero por dos rutas muy singulares: la de Madrid y la de Invierno. Dos sendas idóneas para redescubrir nuestro amor por la bicicleta, para superarnos a nosotros mismos en la parte de competición y forjar nuevas amistades en la de experiencia.

Porque la GAES Pilgrim Race son dos mundos distintos conectados por el nexo común de los pedales: una primera parte cronometrada pensada para exprimirnos al máximo y dar todo lo que tenemos dentro, de levantarnos al alba con la mente puesta en demostrar que todo el entrenamiento de los últimos meses ha merecido la pena.

Y un tramo final en el que seguimos sobre nuestra mountain bike pero con un concepto muy distinto: el de disfrutar con D mayúscula. El competidor se convierte en peregrino para descubrir nuevos paisajes y pueblos llenos de encanto, conocer a toda esa gente que como nosotros se dirige a Santiago de Compostela a pie, en bici o a caballo.

Una semana en la que nos daremos cuenta de que ningún reto es imposible si de verdad creemos que podemos conseguirlo y en la que viviremos algo que nos cambiará para siempre.

Sólo esto, y todo esto, es la GAES Pilgrim Race.

Competición y experiencia, dos pruebas en una.
_MG_0004

Competición + Experiencia. 7 etapas: Cuatro días para ponerte a prueba y desafiarte a ti mismo y tres para disfrutar de la bicicleta. Toda la esencia de la GAES Pilgrim Race en siete etapas.

_1070232

Experiencia. 3 etapas: Recorrer el Camino de Santiago es una experiencia inolvidable… que se multiplica si se hace dentro de la GAES Pilgrim Race. 3 días para ver el Camino como nunca habías imaginado.

Inscríbete